Cine para crecer, por J. L. Barrera - Revista Cresol

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Cine para crecer, por J. L. Barrera

Sumari > CULTURA: MISSIÓ EN DIÀLEG
CINE PARA CRECER
Recomendaciones para otoño

Por José Luis Barrera.

Con frecuencia algunos amigos o compañeros me llaman por teléfono; están acabando de cenar y quieren terminar la velada con una película de cine. Me consultan qué película pueden ir a ver en la sa-
la de exhibición. La verdad es que a veces me pillan con la mente en blanco, puesto que además de fallarme la memoria, me están exigiendo que elija yo la película casi sin conocer cuáles  son las expectativas y los gustos preferentes de ellos. Una película puede ser interesante o un tostón según la mentalidad, gustos y situación psicológica de su espectador. Otra cosa es que su temática sea muy profunda o que su humor sea ligero y corrosivo, dejando de lado que su calidad artística esté más o menos conseguida.

Como mi memoria, decía, no es ya tampoco muy potente, suelo acudir a recomendar la última que he visto. Ocurre que mis gustos personales cinematográficos a veces son muy especiales y la película que les recomiendo a veces también ya ha salido de cartelera porque ha durado solo una semana de exhibición.

Así que resulta un tanto arriesgado recomendar películas que se van a exhibir próximamente en nuestros cines. Se corre el riesgo de aburrirse como una oveja o salir complacido después de haber pasado un buen rato. Son los pequeños riesgos del cine. Y a mí, que suelo ir muy informado, también los padezco.

Como siempre viene bien echar mano de algunas recomendaciones, consultados
mis archivos de datos y mi información tomada de revistas especializadas del cine. Así que aquí van tres o cuatro películas prometedoras que puede ser visionadas a lo largo de estos dos meses. Espero que además, los precios de las entradas hayan sido rebajados dado que el gobierno ha disminuido el IVA a la industria del cine.

YUCATÁN (España, 2018)  de Daniel Monzón.
Después de realizar dos películas de ritmo electrizante y acción que fueron Celda 211 y El niño este director mallorquín cambia de registro y realiza una comedia brillante y disparatada que se desarrolla en un crucero. Es una película vacacional que desde fuera provoca la risa por los disparatados incidentes que ocurren en la cubierta y en los camarotes pero que por dentro  -eso es lo mejor de la película- destila un gran afecto y cariño hacia los personajes que la protagonizan. Uno se siente muy cercano a ellos porque su empatía te hace conectar con la anbigüedad luminosa y oscura del ser humano. A la vez es una fábula que pone en solfa un vicio que en estos tiempos de crisis impera, aunque muchos no le den importancia: la codicia.

Habría que destacar los papeles diversos y distintos y bien interpretados por los actores, incluso sobreponiéndose unos a otros, de modo que a veces los actores secundarios superan en interés e importancia a los principales. Sobresale entonces un actor poco conocido aunque muy presente en muchas películas españolas que es Joan Pera. Su delirante encarnación de viudo enriquecido de la noche a la mañana por la lotería es inolvidable. Los matices que añade a su personaje, expuestos de un modo elegante, expresan la factura inteligente de esta comedia de risa fácil y sin embargo profunda.
LA NOVIA DEL DESIERTO (Argentina, Chile,
2017) de Cecilia Atán
y Valeria  Pivato.
Suelo huir de las películas rodadas en Hispanoamérica por cuanto su sonido no me es fácilmente audible. Las mexicanas y argentinas me son mas fáciles de entender. Y aquí tenemos una película argentina que contiene un relato lleno de humanidad. La película nos narra la historia de Teresa una mujer ya madura que trabaja como sirvienta en una casa familiar. En toda su vida ha ejecutado con fidelidad múltiples tareas el servicio de sus ”amos”. Algo muy importante ahora ocurre: la familia ha decidido vender la casa. Su futuro se hace incierto y su vida comienza a tambalearse.
Esta película necesita la colaboración de un espectador lleno de sensibilidad y capaz de disfrutar de la gran sencillez de este bellísimo relato de viaje donde Paulina García, la actriz que encarna a Teresa, sin maquillar con el pelo blanco, nos obsequia con una interpretación muy medida y nos conduce desde dentro hacia ese camino íntimo y sencillo de su emancipación personal. Un filme lleno de esperanza y humanismo.

THE RIDER (EE. UU., 2018) de Chloé Zhao.
Esta es un drama biográfico, la verdadera historia real de Brady Jandreau, un joven que vio estropeada su carrera como jinete de rodeo por causa de una caída que le provocó una lesión cerebral. El protagonista del filme es el mismo biografiado acompañado en los papeles secundarios, rodeado de sus amigos y parientes. Una película realizada con gran cariño. Es un testimonio humano que endulza alguno de los pasajes más amargos con una bella puesta en escena y también con una fotografía paisajística muy llamativa. Busca la película constantemente la fidelidad a los hechos, sin maquillar ni enmascarar situaciones difíciles. Con cierto verismo te recuerda al cine italiano de los años 40: el neorrealismo. Una historia muy humana que huye del sentimentalismo y el moralismo fácil y que presenta muy bien la enorme complejidad del alma humana.

LA APARICIÓN (Francia, 2018) de Xavier Giannolli.
No es, desde luego, una película religiosa en el sentido estricto aunque su temática lo sugiera. Muestra algo tan ajeno, aunque muchos se lo crean, a la verdadera fe en Jesús de Nazaret. Las apariciones siempre han interesado a mucho público del cine, y éste ha sabido aprovecharse de toda la ”parafernalia” que rodea este fenómeno religioso. En ”La aparición” se desarrolla una especie de investigación canónica cuando el Vaticano busca un periodista conocido por su eficacia e independencia para investigar unas apariciones ocurridas en una pequeña localidad francesa donde  una joven de 18 años asegura haber visto a la Virgen. Como se ve, no hay mucha novedad. Junto a la buena fe de muchos, el periodista descubre presiones y motivaciones escondidas que serán obstáculo para investigar lo que verdaderamente ha ocurrido. El filme se atreve a citar en algunos momentos  al cine de Bergman y Dreyer. Demasiado atrevimiento. Para los que gusten de este tipo de espectáculos.
Copyright © 2018 Revista Cresol - Creado por SocialOpen
Regreso al contenido | Regreso al menu principal